X

Uso de cookies
Este sitio web almacena cookies en su ordenador. Estas cookies se utilizan para recopilar información acerca de la forma en que usted interactúa con nuestro sitio web y recordarlo. Usamos esta información para personalizar y mejorar su experiencia de navegación y para realizar análisis y recuento de los visitantes, tanto en este sitio web como a través de otros medios. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos, así como cambiar su configuración, consulte nuestra Política de Cookies.

Test prenatal no invasivo
teléfono 900 846 500

Hemorroides en el embarazo: consejos para evitarlas

hemorroides

Cuando te quedas embarazada, empiezas a notar que tu cuerpo pasa por numerosos cambios, y no solamente en el exterior. Comenzarás a notar cambios en tu organismo: en ocasiones para mejor pero, en otras ocasiones, para peor, debido a las numerosas molestias en el embarazo que pueden aparecer.

Algunas de estas molestias están relacionadas con el sistema digestivo. Es el caso de la diarrea en el embarazo, el estreñimiento y también de la molestia en la que nos vamos a centrar en este post: las hemorroides en el embarazo.

La aparición de las hemorroides, también denominadas almorranas, es una de las molestias más comunes en el embarazo, que por su carácter íntimo no se suele comentar abiertamente. Es común que aparezcan a partir del tercer trimestre de embarazo, por la presión que ejerce el útero sobre el recto, y en la fase del parto, ya que por los esfuerzos que debe realizar la mamá para a dar a luz al bebé las venas se pueden ensanchar y reducirse la circulación de la sangre. Esto provoca la aparición de las hemorroides.

Hemorroides: ¿qué son y por qué aparecen en el embarazo?

Son unas almohadillas de tejido intestinal que se hinchan en la parte inicial del recto o el ano, pueden encontrarse tanto en la parte interior como exterior. Los síntomas, según dónde se encuentren las hemorroides, son distintos:

  • Hemorroides internas en el embarazo: se presentan en la parte inicial del recto, y en ocasiones pueden salir al exterior. El síntoma principal de estas hemorroides es el sangrado que pueden ocasionar, pero son menos dolorosas que las exteriores, e incluso pueden no notarse sus síntomas.
  • Hemorroides exteriores en el embarazo: Aparecen en la parte exterior del ano, son muy molestas ya que ocasionan dificultades para sentarse, moverse y para defecar, algo que suele ser muy doloroso. En general, el momento que más molestia causa es cuando se debe limpiar el área ya que por el roce puede causar mucho dolor.

Si no se es consciente de tener almorranas internas, puede causar un buen susto a la mamá, ya que al sangrar no sabes a qué se puede deber. Al contrario que el sangrado vaginal, el sangrado por las hemorroides internas no causa ningún peligro para el bebé. Si la mamá no está segura de dónde puede prevenir el sangrado, es muy importante que acuda a su médico a la mayor brevedad posible, para descubrir la causa del mismo.

Los síntomas más comunes que podemos encontrar en las hemorroides son:

  • Sangrado
  • Quemazón
  • Picor
  • Dolor en la zona afectada

Hemorroides embarazo: ¿cómo las puedes tratar?

Como sabes, en el embarazo cuantos menos medicamentos se tomen mejor. Es por esto por lo que el tratamiento que se suele recomendar para el alivio de las hemorroides en el embarazo será natural. Si el dolor que provocan es muy fuerte, deberás consultar con tu ginecólogo para que te recomiende la medicación más eficaz y que no afecte al bebé.

Los primeros sintomas del embarazo ebook

Tratamientos naturales para el alivio de las hemorroides

Puedes encontrar varios modos naturales para el alivio de las mismas con los que te sentirás más cómoda durante este periodo:

  • Tomar baños de agua templada
  • Utilizar ropa interior suave y que transpire
  • Utilizar toallitas húmedas para limpiar la zona afectada
  • Limpiar la zona con mucho cuidado para prevenir el picor

¿Puedes prevenir las hemorroides en el embarazo?

El 40% de las futuras mamás sufren hemorroides durante el embarazo, y en muchas ocasiones, si ya las padecía anteriormente o sufría de estreñimiento, es muy probable que no las puedan evitar. Pero si no las has sufrido anteriormente siguiendo estos consejos podrás evitarlas:

  • Bebe mucha agua
  • Consume una dieta rica en fibra: fruta, verdura, cereales integrales…
  • Evita alimentos que te produzcan gases o que sean astringentes, para evitar el estreñimiento
  • Lleva siempre un horario de comidas para que el cuerpo se habitúe a las rutinas
  • Ve al baño siempre que lo necesites
  • No estés de pie o sentada durante demasiado tiempo
  • Realiza ejercicio moderado suave, para propiciar la digestión de los alimentos

Si después del parto aparecen las temidas almorranas, sigue los mismos consejos para aliviarlas y sigue con la dieta rica en fibra para que las heces sean lo más blandas posible, y por lo tanto el momento de ir al baño sea menos doloroso. Con estos consejos podrás sobrellevar de una mejor forma las hemorroides en el embarazo.

subir
Logo Igenomix para el calendario chino bebé

Pin It on Pinterest