Dolor de espalda en el embarazo: tipos, causas y remedios

dolor de espalda en el embarazo

El dolor de espalda es una molestia muy común en el embarazo especialmente en los últimos meses de gestación. El dolor de espalda se debe al aumento de peso en la parte anterior del cuerpo, con la consecuente dolencia, ya que se arquea la columna.

 

Causas y tipos de dolores de espalda en el embarazo

El motivo principal del dolor de espalda durante la gestación es que el útero, al encontrarse en expansión, retrasa el centro de gravedad, lo que provoca un excesivo estiramiento y debilidad en los músculos abdominales.

Esta situación provoca que la postura cambie y la espalda se vea sometida a una presión adicional. Además, los cambios hormonales del embarazo provocan distensión de las articulaciones y los ligamentos que conectan los huesos pélvicos de la columna vertebral.

Hay que tener en cuenta que existen diversos tipos de dolores de espalda, cada uno de ellos con unas causas y síntomas específicos:

  • Dolor lumbar. Aparece en la parte inferior de la espalda, pudiéndose irradiar hacia los lados y se caracteriza por aumentar cuando la mujer está andando o de pie. La causa principal es la mayor curvatura que adquiere la columna, lo que se conoce técnicamente como hiperlordosis de la gestación.
  • Ciática. Este tipo de dolor se producen en la parte superior del glúteo y puede irradiarse por la cara posterior del muslo, la pierna y llegar hasta el pie. Es muy frecuente, ya que aparece en aproximadamente el 35% de las mujeres embarazadas. El motivo es la compresión de los nervios ciáticos en su salida por el sacro, que se encuentran en una posición forzada.
Rutina de ejercicios embarazo
  • Dorsalgia. En este caso, el dolor se nota en la parte superior de la espalda y se produce por las contracturas originadas por una mala posición de la columna al intentar compensar el arqueamiento excesivo de la parte inferior de la espalda.
  • Dolor costal. Produce dolor intenso normalmente a un lado del tórax y se debe a la inflamación de alguno de los nervios que encuentran entre las costillas. Por eso también recibe el nombre de neuritis intercostal.

En resumen, las causas de los dolores de espalda en el embarazo son los siguientes:

  • Cambio del centro de gravedad del cuerpo debido al aumento de peso.
  • Columna arqueada (corrección postural).
  • Hormonas que afectan a los ligamentos.
  • Malas posiciones, en especial no mantener la espalda recta y agacharse sin flexionar las rodillas.
  • Vida sedentaria.

 

Tratamientos y remedios

  • Evitar el reposo excesivo, salvo que sea necesario por motivos médicos.
  • Cumplir las normas básicas de higiene postural: mantener la espalda recta, no caminar sacando el abdomen ni arquear la espalda, flexionar las rodillas al agacharse, etc.
  • Procurar no  cargar peso ni hacer grandes esfuerzos.
  • Usar el calzado adecuado: zapatos cómodos, que permitan apoyar cómodamente la base del pie y de tacón bajo.
  • No dormir boca arriba: la mejor posición es decúbito lateral izquierdo.
  • Hacer ejercicios para fortalecer los músculos.

 

Pese a su alta frecuencia, no debes subestimar el dolor de espalda durante el embarazo. Debes intentar tratarlo adecuadamente con las medidas que hemos comentado y comentarlo que tu médico. El problema es que, si no se toman las medidas oportunas, el dolor puede intensificarse, cronificarse y continuar más allá del embarazo.

 

subir
Logo Igenomix para el calendario chino bebé

Pin It on Pinterest