X

Uso de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Riesgo durante el embarazo

14 Diciembre, 2017
Riesgo embarazo

A pesar de la gran cantidad de información a nuestro alcance, el embarazo sigue siendo un periodo que genera muchas dudas en las mujeres, ya que en él no sólo está en juego su salud sino también la de su bebé. En este post abordamos algunos de los factores de riesgo durante el embarazo más comunes, para identificarlos y prevenirlos.

 

¿Qué es un embarazo de riesgo?

Aunque cualquier mujer puede experimentar algún tipo de riesgo durante el embarazo, existen casos (alrededor de un 10%) en que éste implica problemas de salud graves para la madre y el bebé. Se trata de los llamados embarazos de alto riesgo, que requieren un mayor control durante gestación, parto y puerperio.

Para detectar si un embarazo es de riesgo, durante la primera visita, el ginecólogo hará diferentes pruebas médicas y preguntas a la mujer embarazada. Esto, junto con el análisis del historial médico de la gestante y sus antecedentes genéticos, puede arrojar luz sobre un posible riesgo durante el embarazo y sus causas.

Los embarazos de riesgo también pueden diagnosticarse si durante los primeros meses aparecen problemas médicos como hemorragias, dolor anómalo, hipertensión o diabetes gestacional.

 

Principales factores de riesgo durante el embarazo

Según datos del National Institutes of Health de EEUU, los principales causantes de  riesgo durante el embarazo son:

 

  1. Edad materna

La edad de la madre es uno de los principales motivos de riesgo durante el embarazo. En los embarazos adolescentes la mujer tiene mayores probabilidades de desarrollar anemia, presión arterial alta y parto prematuro. En mujeres mayores de 35 años, por su parte, existen más probabilidades de partos complicados con cesáreas, hemorragias o labores de parto prolongadas.

Además, en estos casos a los anteriores se suma otro riesgo: la aparición de alteraciones genéticas en el bebé, cuya manifestación es porcentualmente mayor en mujeres que han superado esta barrera de edad.

 

  1. Enfermedades previas

Algunas enfermedades como diabetes, hipertensión arterial, síndrome de ovario poliquístico, enfermedades renales, problemas de tiroides o enfermedades autoinmunes aumentan considerablemente las situaciones de riesgo durante el embarazo. El sobrepeso y la obesidad también son consideradas un importante factor de riesgo durante el embarazo ya que favorecen la aparición de presión alta, preeclampsia, diabetes gestacional y complicaciones durante el parto.

  1. Estilo de vida de la madre

Algunos hábitos poco saludables como el consumo de tabaco, alcohol o drogas son muy nocivos para la madre y para el feto, y suponen un alto riesgo durante el embarazo porque pueden desencadenar abortos espontáneos, muerte fetal, aparición de defectos congénitos en el bebé y parto prematuro.

 

  1. Condiciones del embarazo

Los embarazos múltiples se consideran de riesgo ya que en ellos es más habitual la aparición de parto prematuro, bebés con bajo peso, cesáreas y dificultades respiratorias en los bebés al nacer. Además, durante el embarazo la madre puede desarrollar enfermedades como diabetes gestacional, eclampsia o preeclampsia que ponen en riesgo su salud y la de su hijo.

 

  1. Situaciones de estrés

El estrés y las situaciones de nervios pueden tener efectos nocivos en el bebé llegando a provocar problemas en su desarrollo, complicaciones obstétricas, parto prematuro y bajo peso al nacer.

 

Consejos para disminuir el riesgo durante el embarazo

Aunque eliminar por completo la aparición de riesgos en el embarazo es imposible estos consejos facilitan su disminución y control:

  • Acude a todas las citas médicas para realizar un seguimiento exhaustivo de tu embarazo y sigue los consejos de tu médico.
  • Evita el consumo de alcohol, tabaco y otras sustancias tóxicas o nocivas para tu salud y la de tu bebé.
  • Para disminuir los riesgos durante el embarazo es fundamental adoptar unos hábitos de vida saludables. Esto incluye llevar una dieta sana y equilibrada, descansar suficiente y realizar ejercicio moderado (caminar, nadar, hacer yoga, etc.) siempre que el médico no lo desaconseje expresamente.
  • En algunos casos, los médicos pueden recomendar a la futura madre reposo moderado o absoluto en diferentes etapas de la gestación. Si el trabajo de la madre causa mucho estrés o cansancio elevado también es recomendable que ésta coja la baja o cambie su actividad laboral temporalmente. En estos casos, existe una prestación por riesgo durante el embarazo, una ayuda económica para cubrir la pérdida de rentas que se produce durante el período de suspensión del contrato de trabajo por riesgo durante el embarazo o cuando la trabajadora cambia su puesto de trabajo o su actividad por otra compatible con su estado. La solicitud de esta ayuda se realiza a través del Ministerio de Trabajo y tienen derecho a ella tanto trabajadoras por cuenta ajena como autónomas.

Por último, en algunos embarazos de riesgo,si existen antecedentes genéticos, los médicos pueden aconsejar la realización del test prenatal no invasivo NACE para saber si el feto padece alguna anomalía cromosómica y  para evitar la aparición otras complicaciones y riesgos durante el embarazo y el parto. Esta prueba permite a la embarazada saber, en sólo tres días y mediante un análisis de sangre, si la gestación transcurre correctamente, y evita la realización de otras pruebas más invasivas como la amniocentesis. Así, la mujer puede afrontar el resto del embarazo con mayor tranquilidad. Si quieres más información, no dudes en contactar con nosotros y estaremos encantados de ayudarte.

 

subir

Pin It on Pinterest