X

Uso de cookies
Este sitio web almacena cookies en su ordenador. Estas cookies se utilizan para recopilar información acerca de la forma en que usted interactúa con nuestro sitio web y recordarlo. Usamos esta información para personalizar y mejorar su experiencia de navegación y para realizar análisis y recuento de los visitantes, tanto en este sitio web como a través de otros medios. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos, así como cambiar su configuración, consulte nuestra Política de Cookies.

Test prenatal no invasivo
teléfono 900 846 500

Cambios en los pechos durante el embarazo

pecho embarazo

Cuando estás embarazada todo tu cuerpo empieza a experimentar cambios con el fin de adaptarse a la nueva llegada del bebé. Algunos de ellos afectan directamente a tus pechos, debido especialmente a las alteraciones hormonales que permiten que tus senos se preparen para el periodo de lactancia tras el parto. Este es tan sólo uno de los primeros síntomas de tu embarazo: ¡descubre cómo va a afectarte!

¿Por qué cambian los senos durante el embarazo?

A lo largo del embarazo verás cómo tus pechos van cambiando poco a poco. Lo que más notarás será el aumento de tamaño, además del dolor que en ocasiones puedes notar.

Las alteraciones hormonales en tu cuerpo son las causantes de estos cambios y hacen que el flujo sanguíneo sea mayor. Todo esto es la evidente muestra de que tu cuerpo se está preparando para la lactancia materna.

En concreto, son la progesterona y los estrógenos las hormonas responsables de muchos de los cambios en el pecho. Estas hormonas, secretadas por el cuerpo lúteo de los ovarios hasta que la placenta es capaz de secretarlas, se encargan del desarrollo de las glándulas mamarias de cara a la lactancia. Ello hace que aumente el tamaño de tus pechos durante el embarazo.

Principales cambios en los pechos durante el embarazo

Desde el inicio del embarazo, los pechos son una de las zonas en las que los síntomas de carácter físico se hacen más evidentes, hasta el punto de que algunas mujeres notan esos cambios en los senos antes incluso de que sean conscientes de que están embarazadas, aunque bien es cierto que se suelen confundir fácilmente con los síntomas premenstruales.

Al inicio del periodo gestacional lo más común es que notes un crecimiento de las mamas, de manera que en ocasiones se pueda incrementar en una o dos tallas de sujetador. El porqué de este crecimiento es que tu cuerpo empieza a prepararse para la lactancia y las glándulas de los pechos que se encargarán de la lactancia crecen.

El crecimiento del pecho sigue en el segundo trimestre pero, poco a poco se va estabilizando, y con ello, las ligeras molestias y la sensación de tirantez comienzan a desaparecer. La presión sanguínea aumenta, con lo que es habitual que empieces a ver cómo se notan más venas azuladas en tus pechos, cosa que es totalmente normal y habitual.

Cuando llegas al último trimestre de embarazo tu cuerpo sigue realizando cambios. Tus pechos siguen aumentando, tal y como viene siendo costumbre los meses anteriores y, como veremos más adelante, es posible que aparezca calostro.

cambio pechos embarazo

Molestias y dolor de pechos en el embarazo

Tal y como hemos dicho, durante la primera semana puedes llegar a notar ciertas molestias o sensibilidad en los pechos, similar a lo que hayas podido sentir otros meses antes de que te baje el periodo.

A medida que tus pechos aumenten de tamaño, empezarás a notar molestias mamarias debido a la tirantez de la piel que se produce con el aumento de pechos. La sensibilidad en los pechos también se hace más latente, con lo que el roce de la ropa puede provocarte ciertas molestias.

Durante el último trimestre, la sensibilidad en ellos persiste, incluso en algunos casos se incrementan si el tamaño de los pechos es muy elevado.

 

Estrías en los pechos

Las estrías también pueden aparecer en los pechos, al igual que en todo el cuerpo. El cambio brusco de tamaño de los pechos hace que sea muy habitual encontrar a mujeres con estrías en esta parte del cuerpo. Su aparición se puede dar durante todo el embarazo, pero es más probable que suceda de cara al último trimestre.

 

Primeros síntomas en tu embarazo

 

Aparición de calostro durante el tercer trimestre de embarazo

Otro de los síntomas más habituales es que puedas segregar calostro. El calostro es la primera leche que tomará tu bebé y que lo nutrirá durante los primeros días. Su aspecto es amarilloso y viscoso, y puede salir por si solo o si masajeas o aprietas el pecho.

El calostro se puede producir durante todo el embarazo, pero lo más habitual es que se segregue hacia finales del mismo, dada la incipiente llegada del bebé y su posterior lactancia.

 

Cambios en los pezones durante el embarazo

Además de este crecimiento en los pechos, también notarás como los pezones y las areolas se oscurecen un poco y también cambian de tamaño, siendo otro síntoma de la futura lactancia.

Los pezones también aumentan de tamaño y adquieren una consistencia diferente. La areola sigue oscureciéndose, haciéndose más ancha y empieza a ser más rugosa al tacto, como si tuviera unos pequeños bultos en ella, lo que se conoce como glándulas de Montgomery, encargadas de producir un líquido aceitoso para proteger toda la zona.

 

pechos embarazo

¿Cómo cuidar tu pecho durante el embarazo?

El aumento de tus pechos y las molestias que puedan surgir simplemente forman parte del proceso natural hacia la maternidad. Aunque son inevitables, puedes tomar ciertas medidas para reducir las molestias.

Tengas o no la piel seca, hidrata en profundidad tus pechos para evitar la aparición de estrías. No hace falta que esperes a que tus senos empiecen a aumentar de tamaño: puedes preparar tu piel desde el inicio. Tampoco hace falta que utilices una crema antiestrías, ya que conseguirás buenos resultados que con una buena hidratante convencional.

A partir del segundo trimestre es recomendable que utilices sujetadores específicos para embarazadas. Te resultarán más cómodos y además te garantizarán un mejor soporte. Para minimizar el efecto de las molestias, procura vestir con ropa holgada que no te oprima la zona del pecho.

Por último, puedes realizar ejercicios de tonificación de pecho para mantener su firmeza a medida que crece.

 

Tu embarazo seguro con el test prenatal NACE

Tu cuerpo cambia durante el embarazo y también lo hace tu bebé dentro de ti. ¿Quieres asegurarte de que crece sano? El test NACE es una prueba prenatal no invasiva que puedes realizarte a partir de la semana 10 de embarazo para descartar anomalías genéticas como el síndrome de Down.

Con una simple muestra de sangre, y sin correr riesgos ni para la madre ni para el bebé, se pueden descartar alteraciones  cromosómicas con gran precisión.

¿Quieres más información? Visita nuestra página web.

subir
Solicitar información
Logo Igenomix para el calendario chino bebé

Pin It on Pinterest